Katharine Hepburn

Se encuentra usted aquí

Biografía

 

Hija de un médico y de una conocida sufragista, Katharine nació el 12 de mayo de 1907, en Hartford, Connecticut. Segunda de seis hermanos, Tom (1905), Dick (1911), Bob (1913), Marion (1918) y Peg (1920), Katharine estaba muy unida a su hermano mayor Tom, por lo que quedó destrozada tras su muerte a los 15 años, ahorcado con una sábana en la casa de una amiga de su madre.

Katharine estudió interpretación en la Bryn Mawr College de Filadelfia, donde se graduó en 1928. Ese mismo año se casó con Ludlow Orden Smith del que se divorciaría en 1934. De allí pasó a Broadway, donde intervino en varias producciones teatrales antes de debutar en el cine con Doble sacrificio (1932). Su primer Oscar llegaría con la película Gloria de un día (1933) A lo largo de los años 30 participó en otras películas , entre ellas Sueños de juventud (1935), por la que volvió a ser nominada al Oscar, galardón que fue a parar a manos de Bette Davis por Peligrosa. A pesar de su éxito artístico hasta ese momento, su rechazo al glamour de Hollywood y su carácter autónomo y progresista le llevaron a no asistir a eventos publicitarios, algo enfureció a sus productores y que no gustó al público de la época. Por eso, y por los flojos resultados comerciales de sus películas, fue conocida en los siguientes años como "veneno para la taquilla”, si bien continuó protagonizando películas. Fue en esta época cuando conoció al actor Cary Grant, que sería su partenaire en una serie de excelentes títulos.

Su reconciliación con el público llegaría de la mano de Historias de Filadelfia (1940) de Cukor. y que contaba con el atractivo añadido de incorporar al actor, James Stewart ganador del Oscar por su actuación. Katharine volvió a ser nominada, siendo la ganadora en esta ocasión Ginger Rogers.

Los años 40 supusieron el comienzo de una relación profesional y sentimental con el hombre de su vida, el actor Spencer Tracy al que conoció durante el rodaje de La mujer del año (1942) y con el que compartió casi 30 años de su vida, si bien nunca llegaron a casarse. Fue el primer encuentro de la pareja que continuaría en ocho ocasiones más. Entre ellas, Adivina quien viene esta noche (1967) de Stanley Kramer, película por la cual Katharine consiguió de nuevo el Oscar de Hollywood. Poco después de concluir el rodaje de este último título, falleció Tracy, por lo que la actriz nunca quiso ver la película.

 

En la década de los 50 coincidió bajo las órdenes de John Huston con Humphrey Bogart para protagonizar La reina de Africa (1951), film por el que Katharine volvió a ser nominada al Oscar y por el que Bogie consiguió la estatuilla. Los años 60 fueron para ella bastante tranquilos a nivel profesional, aunque personalmente fueron bastante duros debido al progresivo empeoramiento en la salud de Spencer Tracy. Aún así apareció en títulos como Larga jornada hacia la noche (1962) de Sidney Lumet, que le trajo otra nominación adjunta al Oscar, o Adivina quien viene a cenar esta noche (1967) , actuación por la que ganó el Oscar, estatuilla que volvería a conseguir un año después por su colaboración en El león en invierno (1968).


En los siguientes decenios trabajó para la televisión y esporádicamente para cine, destacando su protagonismo en En el estanque dorado (1981), una película realizada por Mark Rydell. Obtuvo el Oscar a la mejor actriz y su compañero de reparto Henry Fonda (al borde de la muerte) ganó el premio a la mejor interpretación masculina. Posteriormente aparecería de nuevo en la pequeña pantalla y en producciones sin interés, como Un asunto de amor (1994) o una reciente versión de Tu y yo llevada a cabo por Warren Beatty en 1994 que supuso su última aparición en el cine.

Aquejada de la enfermedad de Parkinson, vivía retirada en Old Saybrook, localidad de su estado natal, Connecticut, donde falleció a finales del mes de junio del año 2003 a la edad de 96 años.