Ábrete de orejas

Se encuentra usted aquí

Sinopsis

 

El 9 de agosto de 1967, Kenneth Haliwell, desequilibrsado emocionalmente, mató a martillazos a su amante dormido, el famoso dramaturgo Joe Orton. Después se suicidó tomando una sobredosis de barbitúrico.Tenían en común una infancia solitaria, desprovista de amor y una ardiente ambición de conquistar el mundo. Con el paso del tiempo, Ken enseñó a Joe todo lo que sabía de literatura y de arte y Joe inció a Ken en los caminos de la promiscuidad sexual (principalmente en los urinarios públicos). En aquella época, la homosexualidad era ilegal en Inglaterra. La cárcel supuso una liberación para Joe, por primera vez completó una obra que le llevaría a la fama y el éxito, para Ken fue el principio de una pesadilla. La incompresión de Ken por el triunfo de Joe y la sugerencia de dejar la relación, condujeron a la noche fatal en que murieron. Lo habían compartido todo menos la fama.